F de Forjar

Domingo de lluvia, bien fresquito y gris, lo que lo hace más lindo es que es día off!
Me hago un te verde, pongo buena música, prendo mi velita aromática y me tiro en el sofá a escribir… que lindo sabor tiene esta tarde.
Pienso en mil palabras interesantes y finalmente elijo una, creo que la había elegido desde un principio, pero igual hice mi “rutinario” ejercicio del torbellino de ideas, palabra fuerte, tan fuerte que creo que ella es la que eligió este post.
En el diccionario aparecen varios significados, el que más me gusta es el primero, dice que forjar es dar la primera forma con el martillo a cualquier pieza de metal, dice también la segunda acepción que especialmente entre albañiles es fabricar y formar.
Me remonto mentalmente a la historia cuando todo era artesanal y pienso que forjar era un arte, dar forma a piezas de metal con un martillo sobre el yunque después de haberlas calentado al rojo vivo en la fragua, hacer utensilios, espadas, escudos! Definitivamente era un arte. Leyendo un poco sobre esto aprendí que habían varias formas de forjado manual, se hacía este proceso para cambiar la forma y el grosor de los metales, darles filo, recortarlos, hacerle orificios y también para unir dos metales, unirlos en serio! Aprendí también que el metal forjado presenta una mayor resistencia a los impactos, el metal forjado es fuerte.
Yo creo que nuestra vida se trata de un proceso continuo de forjar, cuando niñitos los encargados son nuestros padres, abuelos, nuestros maestros en la escuela, más adelante también nuestros hermanos y amigos … en un punto y no se bien cuando, comienza nuestro turno y el de la vida misma, digo no se bien cuando porque es así, la transición es suave, pero un día te despertás y tenés al costado de tu cama la fragua y el martillo y ahí es donde te das cuenta de que ahora todo depende del conjunto “la vida y vos”…
Todo se trata de forjar en este camino, forjamos familia, amistades, forjamos la pareja, forjamos nuestro caracter, nuestra paciencia, forjamos nuestro futuro desde nuestro pasado y nuestro presente.
Todo se trata de forjar en este camino … estamos en cambio constante, de forma, de grosor, nos volvemos más afilados, nos fusionamos, nos volvemos más fuertes y esto es constante, porque la vida fluye aunque no nos sentemos a reparar en ello.
Mi deseo es que yo, (el burro por delante), tu, él, nosotros, vosotros, ellos ….todos nos volvamos artistas en esto de forjar, es nuestra vida la que ponemos en ello y es una sola, forjemos con amor, con ganas, con la cabeza y el corazón, forjemos con fuerzas …
Los dejo con esta frase que no es mía pero que me encanta:
“Nada espléndido ha sido creado jamás con sangre fría. Hace falta calor para forjar y cada gran logro es el resultado de un corazón en llamas.”
 
Anuncios